Cerrar

COVID-19 en Cajamarca: ya no hay pacientes a la espera de camas UCI

La llegada e intensidad de la tercera ola de COVID-19 depende de la propia población

La cantidad de contagios y el número de muertos por coronavirus se ha reducido notoriamente en Cajamarca, pero no podemos bajar la guardia, porque es muy probable una tercera ola, así lo informó el jefe de Epidemiologia de la Dirección Regional de Salud, el doctor Víctor Zavaleta.

“Hasta la fecha existen 87,645 casos positivos de coronavirus, pero en las últimas semanas hay una reducción importante de contagios y también en el tema de mortalidad. Hemos llegado a 80 contagios diarios en la región y por ahora los decesos son entre 6 y 7 por día, mucho menos de lo que veíamos hace un mes o poco más”, dijo el galeno.

Asimismo, las camas UCI se han liberado y ya no hay pacientes a la espera por un ventilador mecánico en los nosocomios, expresó el director de epidemiología. “Otra buena noticia es que ya no hay pacientes a la espera por una cama UCI en nuestros hospitales, eso sinceramente es alentador”.

No hay pacientes a la espera de camas UCI en el hospital covid-19 ni en el regional de Cajamarca.

El doctor Zavaleta señaló que esto no debe ser motivo para bajar la guardia y relajarnos, no debemos olvidar que estamos a portar de una tercera ola y las reuniones van a ser las que determinen el inicio y la intensidad de la misma, por ello hizo la invocación a continuar con los protocolos de bioseguridad.

“Es fundamental que estas cifras no hagan que nos descuidemos y bajemos la guardia, es importante precisar que se nos viene una tercera ola y va a depender del comportamiento de todos, cuándo llegue y la intensidad con la que ataque nuestra región, por eso evitemos las reuniones y no dejemos de utilizar doble mascarilla, guardar la distancia social y lavarnos las manos permanentemente”, refirió.

Explicó que esta tregua que nos está dando el virus sirve para mejorar la capacidad de respuesta de nuestrosnosocomios y centros de salud y en eso vienen trabajando tanto las autoridades como el personal de la Dirección Regional. Advirtió finalmente que, las aglomeraciones por el tema político podrían tener consecuencias en las próximas semanas y no es un asunto que se pueda soslayar, por lo que se mantienen alertas. 

Arriba