Cerrar

Rondas campesinas de Cajamarca: «Castillo tiene que ser claro y deslindar de Vladimir Cerrón»

Rondas campesinas señalan que vigilarán que Pedro Castillo cumpla con gobernar en favor de los más pobres

Segundo Mendoza Vásquez, presidente de la Federación Provincial de Rondas Campesinas de Cajamarca, se refirió a la proclamación de Pedro Castillo como presidente del Perú, esperan que cumpla sus promesas electorales para con los más pobres y los convoque a una reunión.

Ahora el señor Pedro Castillo tiene que cumplir sus promesas, no solo es tener el cargo, nosotros vamos a exigir que cumpla con lo que ha dicho en la campaña. Él ofreció en campaña que gobernará pensando en los más necesitados y en coordinación con las organizaciones de base, por eso esperamos que nos convoque a una reunión para que nos explique las medidas que va a tomar”.

El dirigente rondero asegura que no le entregaron un cheque en blanco y que esperan que no confabule con la corrupción porque ya hay gente corrupta que está en su entorno. Nosotros no le hemos entregado un cheque en blanco al profesor Castillo, él tiene que demostrar que quiere un cambio y para ello debe alejarse de la corrupción y desgraciadamente ya hemos visto a gente corrupta muy conocida como la gente del MAS en Cajamarca y eso no se puede permitir”, manifestó.

Asimismo, Mendoza enfatizó que ahora ya no tiene excusas para deslindar de Vladimir Cerrón y esperan que en los próximos días zanje ese tema. “Tiene que ser claro y deslindar de Vladimir Cerrón condenado por corrupción, ahora ya no hay excusas, es el presidente y tiene que separar el trigo de la paja, eso marcará realmente un nuevo rumbo”.

Finalmente, el presidente de la Federación Provincial de Rondas Campesinas de Cajamarca refirió que «existe un grupo de oportunistas que se hacen llamar ronderos y están acercándose a Perú Libre incluso están convocando a un encuentro nacional de rondas para el próximo 26 y 27 de julio, pero no tienen el respaldo de las bases ronderiles, Perú Libre y Pedro Castillo deben rechazarlos y tratar con los verdaderos ronderos».

Arriba